Cómo puedo tener wifi en mi coche: operadores y tarifas

Wifi en el coche operadores y tarifas

En un mundo en el que todo, absolutamente todo está conectado, hasta la TV o las luces de casa, ¿por qué no conectar también nuestro vehículo a una web Wifi?

Se trata de una posibilidad bastante ventajosa, sobre todo en coches familiares y viajes largos, porque permitirá que los niños vean series o dibujos en streaming o puedan jugar a juegos online.

Sin embargo, para tener Internet en el coche es necesario cumplir una serie de requisitos y tener claro desde el principio que la conexión se podría ver afectada por diversos factores, como que el coche estará en movimiento y la consiguiente probable disminución de la calidad de la señal debido a esto.

Veamos, pues, qué opciones de wifi en el coche existen y qué tarifas wifi manejan las distintas operadoras.

Cómo conectar nuestro coche a una red Wifi

La opción más rápida y sencilla para disfrutar de conexión a Internet en nuestro vehículo es, claro está, tener un coche que tenga wifi integrado entre sus extras. Algunos fabricantes disponen de una SIM integrada y una antena que les permite ofrecer una red wifi, como si el propio coche fuese un router en movimiento. Otras marcas simplemente disponen de zona para instalar una SIM y de antena, lo que es una ventaja añadida, porque te permite seleccionar tú la operadora y la tarifa, y no regirte por las tarifas impuestas por el fabricante del vehículo.

Por otro lado, existen dispositivos que te permiten disponer de conexión wifi en el coche, pequeños routers que se conectar al coche o disponen de batería propia, y que ofrecen conexión a través de una tarjeta SIM integrada y una antena. Estos aparatos, denominados MIFI, permiten conectar hasta una decena de dispositivos distintos. Aunque también se pueden usar fuera del coche, van a ser muy útiles en los viajes largos, para que cada pasajero se conecte a lo que quiera y como quiera, permitiéndoles a unos ver películas en su móvil y a otros escuchar música, chatear o ver una serie en la tablet al mismo tiempo.

La velocidad puede llegar a los 150 Mbps, pero la conexión y demás funcionalidades dependerán de la operadora con la que hemos contratado la conexión mediante SIM. Incluso alguna operadora ofrece su propio dispositivo, como es el caso de Movistar y Orange.

La tercera opción es utilizar un smarthphone como punto Wifi, es decir, como router al que conectar otros dispositivos. En este artículo anterior te contábamos como se comparte wifi con tu móvil Android, y aunque este es un método rápido y sencillo, solo tiene un inconveniente: consume mucha batería, pequeño problema que podemos solucionar llevando un cargador con nosotros.

Wifi en el coche: operadores y tarifas

Sea cual sea tu opción (coche con SIM integrada, aparato MIFI o móvil con conexión), siempre tendrás que escoger un operador o revisar las tarifas, para seleccionar la que mejor se adapte al uso que vas a dar a Internet en tu coche.

Si vas a usar una SIM completamente nueva para conectarte en tu vehículo, con una rápida comparativa de tarifas wifi encontrarás aquella oferta que mejor se adapte a lo que buscas en cuanto a velocidad de conexión (4G/5G), gigas, etc. Si vas a hacer mucho uso de tu conexión automovilística, lo ideal sería una tarifa que te ofrezca datos ilimitados y la posibilidad de utilizar distintos dispositivos a la vez sin que merme la calidad de la conexión.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información aquí.